Muchas veces las fallas de memoria y los olvidos involuntarios se deben a que la persona está estresada, angustiada y con muchas preocupaciones. Sin embargo, a medida que se avanza en edad, las lagunas y olvidos continuos y repetitivos pueden ser provocados por el envejecimiento cerebral.

La primera manifestación se expresa por fallas continuas, permanentes y progresivas de la memoria.

Para tener un envejecimiento saludable, lo más importante es evitar factores de riesgo entre los 40 y 50 años, como el cigarrillo, el alcohol y la obesidad, entre otros. Realmente el tratamiento antivejez no existe, pero hay varios grupos de medicamentos que permiten mejorar la memoria y las condiciones intelectuales, como los antidepresivos, que al parecer han tenido un buen papel en el tratamiento del envejecimiento cerebral.

Este proceso de deterioro puede conducir a la pérdida de las facultades mentales, entre ellas la memoria, o casos más severos como la demencia senil o Mal de Alzheimer.

Las personas mayores se angustian al pensar que pueden llegar a perder la memoria totalmente y los lleva a padecer cuadros depresivos.

Recuerde: es menos difícil prevenir que intentar eliminar el daño establecido. Cuide su salud.

Dr. Avilio Méndez Flores